Si la vida es sueño...¡que me dejen dormido!

Translate

Twitter - Linkedin

  • TWITTER

    Instagram

    miércoles, 23 de enero de 2013

    Sobre sus sábanas de seda, en su cuna, lo acosté para que soñara…

    Imagen obtenida de Internet

    Cuando los vi no di crédito a mis ojos,
    toda mí fuerza, sensación de poder u hombría, 
    se derrumbaron como un muro de arcilla.

    Primero la tristeza se adueñó de todo mi corazón 
    y me quedé en silencio…
    ¿Qué hacía yo no estando ahí con ellos?
    Luego, me di cuenta, y mis ojos de lágrimas 
    se inundaron… y esas lágrimas,
    ¡todas eran mías!

    Forcé a mis pies a caminar y fui hacia ellos,
    y al llegar, abracé y sorbí cuantas lágrimas aún corrían por mis mejillas
    y dejando a un lado la tristeza,
    dejé hablar al alma y ella, habló… 
    y les dijo desgarrada cuanto los amaba y quería.

    A él, lo besé y mojé sin querer,
    con las lágrimas saladas de mis ojos,
    mientras lo alzaba en mis brazos 
    y acunaba con amor pues, aún dormía…
    .
    Después, sobre sus sábanas de seda,
    y en su cuna, lo acosté para que soñara …
    A ella acerqué mi frente arrugada, después, con un dulcísimo beso,
    le dije al oído... cuanto la amaba.