Si la vida es sueño...¡que me dejen dormido!

Translate

Twitter - Linkedin

  • TWITTER

    Instagram

    jueves, 30 de abril de 2015

    Sobran las palabras


    Imagen obtenida de Internet


    Sobran las palabras
    cuando el vacío
    te inunda la razón
    y el corazón
    se transforma
    en piedra
    y te asalta
    la incertidumbre
    y el pesar
    te destroza
    desgarrándote del dolor.


    II


    Quítame la raíz integra
    De esta pesada cruz
    Incrustada en mí esencia,
    Condición inhumana
    De una absurda imposición.
    Ahora, besa mi frente,
    Acaricia mi piel
    Y hazme sentir hombre
    Ante los ojos de la razón.


    III


    Desvísteme, esencia pulcra,
    Desnuda mi cuerpo
    Y lava con tus dedos de herrumbre
    Esta piel húmeda y solitaria
    Que se muere por una caricia de amor.
    Siente aquello que late en mi pecho,
    Es mi corazón, el corazón de los dos.




    El alma se me muere, el corazón deja de latir



    Imagen obtenida de Internet

    Me corroe el alma y es el ansia que me llama
    y el espíritu el que me canta mientras,
    la razón, me niega la felicidad que
    al corazón ahoga y espanta.

    Noches oscuras y eternas,
    son las simientes que sembré sobre tierra estéril,
    esperando el nacimiento de un campo florido

    y no el jardín ensombrecido de piedras negras
    y secas, donde pude al fin,
    dejar secar las lágrimas que de niño derramé.

    Misteriosa fue la fuente de la que bebí,
    me hizo fuerte, seco, adusto y necio...
    por todo lo bueno que pude tener y que,

    por insensato e inmaduro… perdí.




    martes, 28 de abril de 2015

    Una noche de sexo, marcó la diferencia


     imagen obtenida de internet

    Quise disfrutar de ella que era hermosa, 
    dura y frágil al mismo tiempo, 
    y caí cual náufrago que se ahoga
    en alta mar,  y lucha pese a todo a brazo partido hasta llegar 
    a una isla virgen y preciosa pero,
    que se encontraba seca y desierta.

    No me engañó ni la engañé, disfrutamos los dos de nuestros cuerpos 
    como el sol disfruta del amanecer.
    Ella, marcadamente hermosa, dulce y deliciosa, yo…
    alejado de la realidad, orgulloso y vanidoso.

    Quise engañarme y negué mi suerte al encontrarte,
    luego… vino la sed, la ansiedad y el vértigo…
    y me dejé llevar y sin ti el sexo fue mi enfermedad.
    ¿La cura? Solo tú me la podrías dar.

    Te dejé ir, y te vi alejar, nada hice por detenerte.
    La sangre se me revolvía en las venas viéndote marchar y aun así…
    Encerré mis ansias en el estómago y maldije a mi orgullo 
    y a mi perra suerte al consentirme tal maldad.

    Si supieras mi alegría al reencontrarte…
     la vida misma que nos separó hoy nos trae la suerte,
    dos sangres, la tuya y la mía, se unieron y crearon…
    ¡un volcán de sueños e ilusiones hecho carne!

    Hoy no es nuestra voluntad la que nos rige,
    son dos manos tiernas y blancas
    las que nos cogen de la mano y nos gritan
    que nuestra única gran verdad…
    está en nuestros corazones y no en nuestra vanidad.






    lunes, 27 de abril de 2015

    Si me voy…



             Imagen obtenida de Internet (si alguien sabe de su autor por favor me lo hagan saber).

    Si me voy, no mires hacia atrás
    ni pienses en lo que fue o en lo que nunca será,
    no recuerdes y mira hacia el futuro,
    donde seguro alguien te esperará con ansiedad.

    Si me voy…
    no cambies, te entristezcas o llores,
    la vida debe ser tu asignatura obligada,
    no te gires, tuerzas el gesto
    o gires la cara, sonríe, haz feliz tu mañana.

    Si me voy…
    tus suspiros de felicidad serán mi aliento, 
    la fuerza poderosa que volatilice
    cuanto de mal hice en nuestra casa…
    ríe, hazme feliz desde la distancia.

    Si me voy…
    Si me voy…
    La distancia entre tú y yo será la calma,
    será dulzura, sentimiento ¡alma!
    Será tantas cosas que…
    ni en tu sangre ni en la mía… morirá el mañana.



    Si me voy…


    sábado, 25 de abril de 2015

    Somos dos lenguas de fuego que se unen al azar



     
    Imagen obtenida de Internet


    Estás aquí, te siento junto a mí,  me inspiro,
    anhelo tantos besos como tú me regalas...
    tantas historias que podamos compartir,
    tú y yo, los dos, unidos para siempre al fin.

    Te fundes a mi pecho al escuchar mi suspiro
    y yo me abrazo a tu hermoso cuerpo ardiente,
    te aprieto y te aprietas tanto a mí que, flameamos.

    Somos dos lenguas de fuego que se unen al azar,
    dos olas que se rompen sacudiendo al hacerlo, el mar.
    Somos el barro de una tormenta huida de un huracán...
    Dos almas, dos... 
    fundidas tan profundo que duelen al chocar.

    Nuestros cuerpos no se rinden, gimen y sueñan a la par... 
    nos queremos y amamos tanto,
    como naufragamos al usar el sexo como arma vital.




    viernes, 24 de abril de 2015

    Melodía sustraída duele, irrita e inflama

    Imagen obtenida de Internet


    Con la sed de mi alma
    y el verso de mi labio,
    soy la imagen del diablo
    y el infierno me aclama.

    Recorrí el mundo laico
    buscando llanto y fama,
    aterricé en el suelo,
    en barro y no en tu cama.

    Hoy, sonido simple,
    melodía sustraída,
    duele, irrita e inflama.

    Soy una hoja que incumple,
    viento fugaz que brama

    y una llama en tu entraña.




    jueves, 23 de abril de 2015

    Nuestra eterna, hermosa adicción

    Imagen obtenida de Internet



    Besé sus lágrimas llorando.
    Las bebí, sediento de pasión.
    Los dos bebimos, visionando
    nuestra eterna, hermosa adicción.

    Calló etérea la noche, ido
    y callado el ruiseñor, bastión
    incólume su abandonado
    curtido e indomable corazón.

    La besé sí, con vehemencia,
    con lascivia y lujuria la amé.
    Cerré sus ojos con conciencia.

    Con caricias dulces la abrumé,
    caí yo dormido, en su ciencia,
    a su amor juvenil, lastimé.



    miércoles, 22 de abril de 2015

    Se abrazó a mi cuerpo temblando, salvaje, casi agresiva

    Imagen obtenida de Internet



    La sentí por instantes tensa, inquieta, desinhibida
    y me aparté rápido, temeroso y temiendo perderla.
    Me miró sorprendida tirando de mi mano impávida,
    casi ofendida. Me pidió un beso, y no quise aburrirla.

    Se abrazó a mi cuerpo temblando, salvaje, casi agresiva.
    Me dejé envolver por sus labios, su lengua quiso adherirse
    a la mía, que se fundió, ardiente yo, ella, abrasiva.

    Mi carne penetró sus entrañas, se abrió paso en su herida,
    altos y fuertes fueron los gritos que, glotones nos vencieron.
    Nuestros cuerpos ensamblados, formaron la estela vencida.

    ¿Cuantos orgasmos ella? ¿Cuánto de verdad nos importaron?
    Ni a ella ni a mi nos importaron, porque de allí nació un hombre
    y una mujer  que, con un fiel beso de amor se conjugaron.

    Abrazados a nuestros idílicos encuentros de costumbre.